Existen momentos, como en todo, en que las innovaciones suponen un auténtico fracaso. En otras, un rotundo éxito. Digamos que llevas toda una vida escuchando música y, de repente, escuchas algo que sientes que necesitabas y no lo sabías. Digamos que nunca escuchaste a Ruboh, que no sabes quién es y descubres la mezcla perfecta que forman todos los elementos en «Manos de redera». Musical y audiovisualmente. Ése es el momento en que te das cuenta de que ya nunca podrás volver a escucharla por primera vez.

Ruboh es un MC nacido en Barcelona pero afincado en Avilés, ex-componente del grupo UnoMasUno, que gozó de reconocimiento en Asturias a mediados de los 2000. Juntos, llegaron a colaborar con referentes del rap español como SFDK, Roy Mercurio, Nach o Arma Blanca.

Tras varios discos, como «Plenitud» o «¿Quién si no?«, decidieron seguir sus carreras en solitario. Ruboh fue precisamente el que más se hizo de rogar. Apareció colaborando en discos de Cerezal y Delagua, aportando letras densas a un género más melódico, aunque no ha sido hasta ahora que ha decidido publicar algo bajo su nombre.

Este mismo año, y durante la cuarentena, publicó también «Con Ambición», una suerte de aperitivo de lo que estaba preparando y parte, a su vez, de lo que será su próximo álbum «A falta de un porqué».

En esta ocasión, Ruboh presenta un tema con trasfondo mucho más amplio en «Manos de redera». Con una mezcla brillante entre folk, rock y hip hop, navega a la perfección sobre un ritmo ternario, algo imposible de vislumbrar en un género como el hip hop.

El videoclip está realizado por David AJ y grabado en La Laboral (Gijón) con estética, composición, fotografía y coreografía cuidadas al milímetro. De ahí que se note que es un trabajo al que se le ha dedicado tiempo, esfuerzo y cariño.

Si queréis saber más sobre «Manos de redera» el mismo Ruboh os lo explica a continuación. Así no os desvelamos nosotros nada antes de que podáis difrutar del vídeo, como ya dijimos, por primera vez.

Foto de portada: Íris Benítez.

Héctor Moriv
Responsable de redacción

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Quizás te interese